MEMORIA HISTÓRICA · El mayor y necesario homenaje nunca tributado en Euskal Herria a las mujeres resistentes y represaliadas

Yo opinión

Texto y fotos · Iban Gorriti

· Elgeta se reivindicó ayer capital de la verdad con un emotivo homenaje a 40 antifascistas de la Guerra Civil y el franquismo

Pocos meses antes de abandonar este mundo en 2015 aquel guerrillero comunista asturiano de nombre Felipe y apellido Matarranz fue taxativo, como lo era siempre: “Yo repito, soy soldado republicano y había quienes nos veían como héroes. Y nos lo siguen diciendo. Ya te digo yo quiénes fueron los héroes de la clandestinidad: ¡Las mujeres! No lo dice nadie. Y ellas se jugaban la vida, además, de hacer lumbre para nosotros, comida, lavar la ropa… Además, les torturaban, incluso violaban. Algunos maridos no han llegado a saber que su mujer fue violada y a mí me lo han confesado”, enfatizaba.

Elgeta 6

Aquellas mujeres fueron ayer domingo las protagonistas del Día de la resistencia de Intxorta en Elgeta. Una cuarentena recibió el máximo reconocimiento gracias a la apuesta por la memoria colectiva de Intxorta 1937 Kultur Elkartea en un acto que dará comienzo a las 13.00 horas.

BITTORI IBAN GORRITI

El colectivo memorialista hace hincapié en que quieren conocer a más mujeres que fueron resistentes y represaliadas durante la Guerra Civil y el franquismo. A muchas de las que hoy aplaudió, abrazó y besó en Elgeta, el fotógrafo vascochileno, Mauro Saravia, ha retratado en los últimos tiempos.

Este vizcaino, además, es actualidad porque la exposición ‘Azken Batailoa’ de los últimos combatientes del Eusko Gudarostea que se exhibió en Juntas Generales de Bilbao, ahora puede visitarse hasta el día 29 en Elgeta.

Elgeta 10

Habla José Ramón Garai, miembro de Intxorta 1937: “Hacemos un llamamiento a más mujeres resistentes y represaliadas, para sacarles fotos y entrevistarles. Nuestra idea es darle continuidad al homenaje de este año con una exposición el año que viene, como la de gudaris pero solo de mujeres. En especial nos gustaría poder contactar con algunas de Emakume Abertzale Batza”, anima.

Elgeta 2

Si a día de hoy los gudaris y milicianos son nonagenarios y centenarios anónimos, olvidados por instituciones y sociedad civil; aquellas mujeres, directamente, no existen. Para, tristemente, nadie.

Elgeta 8

Por ello, el acto de ayer, único hasta la fecha, fue una fiesta y reivindicación, un toque de atención: ellas también dieron su vida en el frente, en las cárceles, en los hogares.  “Muchas veces se habla del papel de la mujer en la guerra refiriéndonos -valora Eztizen Miranda-,  a esas mujeres con nombre propio que empuñaron el fusil, o se dedicaron a la política, al periodismo incluso; una labor importantísima, sin duda. Ahora, tampoco hay que olvidar el trabajo diario de todas esas mujeres anónimas que siguieron luchando tanto en la guerra como en la postguerra por sacar a sus familias adelante, trabajando dentro y fuera de casa, tratando de cubrir la falta de los desaparecidos”, analiza la investigadora e integrante de la Sociedad de ciencias Aranzadi.

Elgeta 5

Ayer se recordó que Elgeta fue símbolo de resistencia en los Intxortas,  frente a las tropas golpistas comandadas por Mola, García Valiño, Alonso Vega y el fascismo internacional, cuya fuerza era infinitamente superior pero que aún así los fascistas sufrieron derrotas como la del 20 y el 23 de abril de 1937. Se cumplen 79 años desde que las fuerzas de esa resistencia se vieron obligadas a abandonar las trincheras para no quedar copadas. El día anterior, Elorrio había sido ocupado por los golpistas.

Elgeta 3 Florez

Julia Monge, componente de Intxorta 1937, trasmite que fueron 48 horas de “carta blanca” que los militares genocidas dieron a sus tropas, portaron el terror fascista a Elgeta, cuya población se vio salvajemente afectada, incluyendo la violación de mujeres como “botín de guerra”, valora Monge y recuerda que con el homenaje de ayer pretendieron “visualizar la realidad de las mujeres en diferentes y múltiples ámbitos: directamente como milicianas, o bien en servicios auxiliares, enfermeras en la retaguardia, haciendo trincheras, encarceladas, fusiladas, muertas en el frente o en bombardeos, heridas,  reporteras, exiliadas, deportadas, rapadas, víctimas de violación…”

Elgeta 4

En la jornada también tomó parte Eduardo González, de Sare Antifaxista. “Desde ya las primeras horas, y tras el alzamiento militar fascista del 18 de julio de 1936, las mujeres se implicaron en la defensa de la legalidad democrática vigente y contra el fascismo”, enfatiza y va más allá: “Desde las organizaciones políticas y sindicales, en las fábricas, cogiendo un fusil, en el baserri,… ahí estaban estas heroicas mujeres. Años después sufrirían penurias, serían perseguidas, señaladas, encarceladas, peregrinarían de cárcel en cárcel siguiendo a sus compañeros y familiares…. Nunca las olvidaremos y siempre tendremos una deuda con ellas. Memoria, dignidad y lucha”.

Elgeta 5

· Sensibilidad de las mujeres al retrato distinta · En los últimos meses, el fotógrafo Mauro Saravia ha retratado a algunas de estas mujeres. “Sobre la experiencia que me ha tocado de fotografiar a mujeres y hombres, relacionados con la Guerra Civil y posterior dictadura, destaco que los hombres son un poco más complicados a la hora de retratar. Creo que lo ven como un mero trámite y muchas veces ocultan sus emociones o se avergüenzan. En cambio las mujeres tienen una sensibilidad al retrato distinta, enfrentan mejor la cámara, las instrucciones las entienden rápidamente, creo definitivamente que técnica y compositivamente el trabajo de las mujeres esta mejor logrado. Ellas han  ayudado mucho a eso”, agradece y estima que referente a las experiencias de vida que le ha tocado investigar, “lamentablemente siempre hablamos de lo mal que lo pasaron los hombres, que no fue menor, pero nos olvidamos de las mujeres, que fueron quienes soportaron y corporalizaron la represión y la lucha”.

elgeta 7

Bittori, Pilar, Teresa, Felisa, Trini, Amaia…, hasta 40 mujeres que simbolizan a miles fueron homenajeadas, ellas y familiares de quienes ya no están, recibirieron la obra del artista Iñigo Arregi, ‘Egiaren Iturria’. El acto de entrega se llevó a acabo a la una del mediodía en un frontón a rebosar, después de la recreación popular de los combates de abril. “Nos gustaría compartir este reconocimiento con todas aquellas personas que siguen luchando por la verdad, por la justicia, por la reparación, por las garantías de no repetición y por una sociedad en la que las mujeres seamos realmente libres”, concluyó Julia Monge.

ELGETA iban gorriti

Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.
Etiquetas: , , , ,

2 Responses to “MEMORIA HISTÓRICA · El mayor y necesario homenaje nunca tributado en Euskal Herria a las mujeres resistentes y represaliadas”

  1. lorena ibeas dice:

    Kaixo,soy la enfermera de la foto.Muchas gracias por el trabajo de difusion que has hecho.Me gusta todo el reportaje.Esas mujeres merecen todo eso y mucho mas.Pena que no podamos saber todo.A ver como te queda el del año que viene.Beste bat arte.

Responder a lorena ibeas

- Obligatorio

- Obligatorio