La inédita historia de aquel reloj del pórtico de Durango que… aún existe en otro lugar de la villa

16664934_1775316242786634_685305621140270696_o

El reloj de Santa María en una postal de la época. · PHOTO · Mañaria Kultura

I. Gorriti

El reloj de la fotografía tiene una “curiosa” e inédita historia que damos a conocer en Mugalari gracias a la ayuda del Archivo Municipal de Durango. El carrión lo instala la Caja de Ahorros Vizcaína en 1961, pero vayamos por partes. La Caja de Ahorros Vizcaina (posteriormente BBK y Kutxabank en la actualidad) se instala en Durango en 1922 en la llamada Casa de los forales, en el paso existente entre el pórtico “viejo” (o pequeño) y la calle Kanpantorrosteta.

Casa de los forales - 1922

Casa de Ahorros Vizcaina en el Pórtico de Santa María de Durango · PHOTO · Archivo Municipal de Durango

En su momento, aparte de céntrico, tenía cierta “elegancia y majestuosidad”, según palabras de un técnico, resaltadas con una bella entrada en la que destacan las dos imágenes de Fray Juan de Zumárraga y de Bruno Mauricio de Zabala, realizadas por el escultor Ricardo Elorriaga. Cuando la CAV deja esos locales se traslada a los mismos el Servicio de Extensión Agraria en 1966.

En el año 1961 se proyecta la instalación del reloj “en la fachada del edificio” aunque se pone en el lugar que aparece en la fotografía, probablemente para que sea más visible por los durangueses. Las características del carillón, las señales que dará, etc. El siguiente documento especifica los detalles:

Reloj - Caja de Ahorros - 1961

Características del carrión. · PHOTO · Archivo Municipal de Durango

En el año 1963, la Sociedad Anónima Fuentes encarga a los arquitectos José Sans Gironella y Ricardo Olaran Añibarro la construcción de viviendas en los números 1 y 2 de la Plaza de Ezkurdi. A su planta baja se trasladan las oficinas de la Caja de Ahorros Vizcaina y también se cambia de ubicación el reloj que estaba puesto en Santa María. La instalación en Andra Mari, por lo tanto, fue provisional. Se mantiene la esfera y la maquinaria y para ponerlo en Ezkurdi se le protege creo que con hormigón.

Reloj en Ezkurdi - 1964

Por lo tanto, ese reloj está en ese lugar entre los años 1961 y 1964 y se puede decir que en esos años “marcó”, junto con las sirenas de las empresas del pueblo llamando a los trabajadores (recuerdo las de Olma, de Amilibia, etc), la vida cotidiana del pueblo.

La obra de rehabilitación de la fachada en 2009 ha conservado el reloj aunque ya sin funcionamiento.

Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.