Fallece Iñaki Errekabide, gudari del batallón Itxarkundia del PNV, testigo de los bombardeos de Durango y Gernika

Ha fallecido hoy Iñaki Errekabide, gudari del batallón Itxarkundia. Con su muerte -comunicada amablemente a este periódico por el fotógrafo Mauro Saravia- son alrededor de 16 los soldados del Euzkadi’ko Gudarostea que aún quedan con vida. El finado nacido en Zizurkil en 1916 y que fue vecino de Legazpi, reside en Hendaia (Lapurdi) desde 1949, año en el que cruzó la frontera de forma clandestina. Participó en las batallas de Legutio  (Villarreal) y Artxanda y fue testigo del bombardeo de Durango y del de Gernika-Lumo.

juaniñaki2 por MAURO SARAVIA

Juan Ramón Garai, de Intxorta 1937, hizo entrega al gudari Iñaki Errekabidea la escultura del Erresistenteen Eguna de Elgeta. · PHOTO · Mauro Saravia

 

Hecho preso por los fascistas, estuvo en un batallón de trabajadores en Miranda de Ebro. Le enviaron a Nafarroa a hacer carreteras “a 12 grados bajo cero”, relata. También le enviaron a la batalla de Teruel, donde estuvo “rescatando cadáveres y quitando bombas”. A Oiartzun e Irun le llevaron a hacer carreteras como la de Aia. Regresó a casa a los cinco meses de acabada la guerra. En Legazpi no le dieron trabajo y le mandaron a un batallón disciplinario a construir el aeropuerto de Lavacolla. La mili tuvo que hacerla en Santiago de Compostela. Calificado como “desafecto”, trabajó en una forja y se fue a Eibar y de allí a Iparralde, Grenoble, los Alpes, y París, para acabar jubilándose en Hendaia, donde vivía.

Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.