VIAJAR CON EPI Y JAVI · Acampados a dos kilómetros de Hamburgo con sonidos de timbales de fondo

Ayer nos costó mucho encontrar cobijo, pero al final resultó un buen sitio, buena cama, ducha y ni gota de frío a la noche.

Amanece un día esplendido, no podemos quejarnos, a pesar de las visitas de Eolo (dios del viento) y alguna de Zeuz (dios de la lluvia) la meteorología está siendo muy amable con nosotros.

Hoy también hemos pedaleado en entornos rurales y algún bosquecillo que otro, pero todos nuestros kilómetros han trascurrido por la Eurovelo.

El cambio de país, conlleva un cambio de señalítica a la que se tiene que hacer la vista y… qué complicado, parece que no, pero sin querer buscas a la que te habías habituado.

Avanzan los kilómetros y no os lo vais a creer, en Dinamarca se vendían huevos, pues en Alemania, en algunas calles de pueblecitos, atentos: una máquina expendedora de tabaco.

Es increíble cómo cambian el tipo de construcciones de un país a otro y del norte al sur del mismo.

Acercarnos al ruido de la ciudad es parte del Camino.

Por fin encontramos el camping, estamos a las puertas de Hamburgo, a 2 kilómetros a orillas del río Elba y con sonido de timbales de música de fondo.

Con Hamburgo al fondo, poco a poco el sonido de los timbales se va alejando, se cierran los ojos.

Buenas noches y Buen Camino.
Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.

One Response to “VIAJAR CON EPI Y JAVI · Acampados a dos kilómetros de Hamburgo con sonidos de timbales de fondo”

  1. Agustin Diaz dice:

    Es una idea fenomenal. Culturalmente muy rica y fomenta una forma diferente de actividad super interesante.
    Enhorabuena.

Deja un comentario

- Obligatorio

- Obligatorio