¿Cortaron las hojas del bombardeo de Durango para no dejar rastro de los asesinados o para conservarlas?

El Museo de Arte e Historia de Durango alberga una exposición biográfica sobre el gudari que el Gobierno vasco envió a Durango a fotografiar los daños causados por el bombardeo de Durango. Lleva por título Anzola: el Robert Cappa Vasco, y es una iniciativa de nuestro compañero Iban Gorriti y el fotógrafo Mauro Saravia.

LIbro-de-enterramientos-IBAN-GORRITI (1)

‘Relación de inhumaciones de cadáveres efectuados en el Cementerio de Santa Cruz de esta villa de Durango’. Iban Gorriti

En la muestra que se exhibe en la planta baja el Palacio Etxezarreta, el archivero municipal de Durango, José Ángel Orobio-Urrutia, ha aportado el denominado Libro Registro de las inhumaciones del Cementerio de Santa Cruz de la Villa de Durango Años 1918 – 1953Este tomo se expone por primera vez a la ciudadanía.

En él se aprecia que se arrancaron más de 20 páginas del mismo, fechas en las que también estaba la relación de personas muertas en los bombardeos fascistas contra Durango el 31 de marzo, 2 de abril y 4 de abril. Lo detalla el propio Orobio-Urrutia a MUGALARI.INFO. “Arrancaron las hojas desde el 7 de octubre de 1936 al 11 de mayo de 1937. Folios 88 al 102”, matiza.

Y, ¿tú qué versión te crees?

Y a partir de ahí hay dos versiones. Una denuncia que fueron los franquistas quienes las arrancaron para que no quedara documento que demuestre las personas que asesinaron con las bombas y balas de los aviones caza, entre otras.

Y hay una segunda versión. Que alguna persona las cortó, precisamente, para conservarlas, aunque no se sabe quién ni dónde las custodió.

Y, ¿tú cuál crees que es la real?

La recomendable exposición abre de martes a domingo en el Museo de Arte e Historia de Durango, en San Agustinalde kalea, 16.

 

Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.

Los comentarios están cerrados.