Ingeniería solidaria que endulza la vida

Ritxi

Ritxi Blanco

Solidaridad y compromiso. En este mundo en el que cada vez es mayor la diferencia entre unos y otros, soy capaz de encontrar más gestos de fraternidad entre los que no nos sentimos parte de todo este sistema caótico. Por suerte, día a día somos más conscientes de la problemática y el drama existente. Ayer tuve la suerte de presenciar un ejemplo de ello el centro donde estudio, La Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Santander.

El proyecto ‘Desayunos Solidarios’ ha sido organizado por el Consejo de Estudiantes de la Universidad de Cantabria con ayuda de la Delegación de Alumnos de cada Facultad. La universidad de caminos dio el pistoletazo de salida a la iniciativa, y es que a cambio de 1 euro, todo el que se acercara a la escuela se llevaba un café y una porción de postre preparado por los alumnos. Además de calcular puentes y carreteras, ayer se demostró que también sabemos cocinar: decenas de brownies, cupcakes, tartas de queso, empanadas y demás postres suculentos recorrieron el hall de la facultad.

FOTOCAMINOS1

No solo fue espectacular la cantidad de postres que se prepararon sino también la respuesta de los asistentes. Al final se recaudaron cerca de 800 euros que serán destinados a contribuir a la labor de AMICA en la atención que presta a niños con discapacidades o limitaciones que dificultan su incorporación a la comunidad y a sus familias, y también, a la conservación de la biodiversidad forestal, reforestación y restauración de áreas degradadas que desarrolla Bosques de Cantabria.

Una iniciativa que no debería quedarse aquí y muchos centros deberían tomar como ejemplo. El año que viene volveremos a poner nuestro granito para endulzar la sociedad. ¿Y, tú?

* Ritxi Blanco Aguilera (Durango, 1992) es estudiante de Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos en Santander.

Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.