Porque la mentira aún duele y las heridas de los supervivientes aún sangran

Monika Aperribai

· Hija del superviviente del bombardeo contra Gernika Emilio Aperribay

Otro año más, el 85 aniversario del Bombardeo de Gernika y la ineludible cita de aita y yo en los actos de homenaje a las víctimas de aquel terrible día. Y esta vez fue, si cabe, mucho más intenso y emotivo que los anteriores.

Desde primera hora de la mañana, los dos, en Radio Euskadi, seguimos reivindicando lo que durante todos estos años se ha pedido al Gobierno Español.

Nuestra carta entregada el pasado año al Lehendakari D. Iñigo Urkullu y que a su vez remitió al Presidente D. Pedro Sánchez, no había obtenido respuesta como no lo habían tenido otras iniciativas similares a lo largo de todos estos años.

Monika Aperribai, Emilio Aperribay, Iñigo Urkullu y José María Gorroño en 2021. en Gernika-Lumo. Iban Gorriti

Teníamos la esperanza de que este simbólico aniversario fuera el definitivo para que dieran el paso.

Intuíamos que la mención que el Presidente de Ucraniano D. Volodimir Zelenski del pasado 5 de abril en el Congreso de los Diputados , haciendo una comparativa de los bombardeos hacia la población civil en Ucrania con los ocurridos en 1937 en Gernika , tuviera una consecuencia positiva.

Además de eso, también la reciente visita de D. Pedro Sánchez a Ucrania en la que presenció in situ  las atrocidades cometidas por Rusia contra población indefensa, pensamos que pudo ser el detonante para que al fin se pronunciara al respecto.

Éramos conscientes de que el Gobierno actual nada tenía que ver con la época de Franco, porque además ellos, como socialistas, también fueron grandes perjudicados en aquella contienda.

Pero ya que los anteriores gobiernos, por lógica, no habían condenado nunca el ataque del fascismo, apelábamos al actual para que fueran valientes.

Y por fin y pasado tanto tiempo llegó el primer paso de muchos que aún quedan.

Una condena.

Recibimos la noticia de voz del Alcalde de Gernika D. José María Gorroño durante la comida en la que estábamos reunidos supervivientes y familiares.

Por fin, vuelvo a decir , un primer paso de los siguientes que deben de venir y seguimos esperando.

Porque la mentira de lo que sucedió aún duele y las heridas de los que siguen vivos y los familiares de los que ya no están aún sangran.

Y es verdad que para los que ya no están ha sido tarde.

Por otro lado, aita y yo no podemos dejar de mencionar la deferencia que tuvo con la villa de Gernika D. Mikel Aretxaga  y digo «Don » , porque es un gran hombre y todo un señor. Él es también superviviente de otro Bombardeo , el de Durango , y vino a compartir con nosotros ese emblemático día.

Mikel Aretxaga, Monika Aperribai, Emilio Aperribay e Iñigo Urkullu en Gernika-Lumo este año. Iban Gorriti

Porque el pasado 31 de Marzo cuando se conmemoró el también 85 aniversario del Bombardeo de su localidad, nosotros acudimos al documental «31 vidas , el Homenaje» del periodista que también ha publicado el libro con el mismo título D. Iban Gorriti, otro gran hombre.

Y es que no es justo que sea solo y siempre Gernika sea nombrada como localidad bombardeada y solicite una condena, reconocimiento, etc.

No olvidemos a Durango, Elorrio, Eibar, Otxandio y muchas más.

Todo lo que sean ataques contra la población civil son repulsivos y deben ser contemplados como crímenes de humanidad y genocidios.

Y para terminar y tal y como yo decía en la carta que el año pasado entregamos:  «La esperanza es lo último que se pierde».

Así es que a pesar de este «pasito positivo» seguiremos esperando y espero que no tengamos que esperar otro año más.

Cada vez quedan menos supervivientes y se merecen descansar en paz definitivamente.

Emilio Aperribay y Mikel Aretxaga. Monika Aperribai

Ayúdanos a crecer en cultura difundiendo esta idea.

Los comentarios están cerrados.